Corea lanza misil a Estados Unidos

Corea lanza misil a Estados Unidos

A modo de ensayo. Gobiero señala que proyectil puede llevar cabeza nuclear para atacar bases americanas
Artefacto puede tener un alcance de 4.500 kilómetros, según expertos

Desafiando al Mundo entero, Corea del Norte ejecutó el domingo pasado una nueva prueba balística al lanzar un nuevo tipo de misil que, según el gobierno norcoreano, aseguró que el resultado obtenido fue positivo.

De acuerdo a un comunicado dado a conocer el día de ayer, este misil sería capaz de transportar una “potente cabeza nuclear” y alcanzar las bases norteamericanas ubicadas en el Pacífico.
Como se recuerda, tras el ensayo, Estados Unidos y Japón pidieron convocar una reunión de urgencia del Consejo de Seguridad de la ONU, que podría celebrarse hoy.

Prueba exitosa

El misil lanzado por Corea del Norte constituyó la prueba exitosa de un nuevo modelo de cohete. Se trató de “un misil estratégico de mediano a largo alcance recién desarrollado Hwasong-12”, indicó la agencia oficial KCNA, precisando que el líder norcoreano Kim Jong-Un “supervisó personalmente el lanzamiento de este nuevo modelo de cohete”, según menciona medios norcoreanos.
Se trata del segundo lanzamiento de misil en cerca de dos semanas y el primero desde que el presidente Moon Jae-In llegó al poder en Corea del Sur.
La prueba estaba destinada a examinar “los detalles técnicos y las características” de un nuevo tipo de cohete, “capaz de transportar una carga nuclear grande y poderosa”, asegura la cadena KCNA.

El misil realizó la trayectoria prevista, alcanzando una altura de 2.111 kilómetros y cayendo a 787 kilómetros de distancia del punto de lanzamiento, “precisamente donde se quería”, agrega la agencia oficial norcoreana.

Ello indicaría que este misil puede tener un alcance de 4.500 kilómetros, según los expertos. Según Jeffrey Lewis, del Middlebury Institute of International Studies, con sede en Estados Unidos, “se trata del misil de mayor alcance jamás probado por Corea del Norte”.

Tanto Rusia, China, Japón y Estados Unidos han mostrado su preocupación por esta nueva prueba balística de Pyongyang. El presidente ruso, Vladimir Putin lo calificó de “contraproducente y peligroso”.

Artículos Similares

No quieren a otro ‘chino loco’

Hackers norcoreanos se alistan para atacar